transiberiano

Un recorrido, tres países: Rusia, Mongolia y China

Las ganas de viajar generalmente vienen motivadas por el deseo de conocer un destino en particular, pero cuando se trata de hacer viajes temáticos donde se pueden tocar muchos destinos como dar la vuelta al mundo, o en este caso, el Transiberiano, la cantidad de sitios a visitar puede ser abrumadora. Hacer el recorrido completo desde Moscú a Pekín tarda un poco más de 5 días pero, ¿quién quiere estar metido tantos días en un tren sin bajar? 

En un viaje no hay reglas y si se trata de uno de estas magnitudes, menos. Si en la primera entrada de esta guía de iniciación tocamos todo lo relativo al tren, en esta ocasión haremos un repaso de la duración de los viajes entre los destinos más importantes de esta ruta, para determinar cuánto tiempo hace falta para hacer el Transiberiano.

San Petersburgo-Moscú (650 Km, 8 horas)

San Petersburgo

El kilómetro 0 del Transiberiano para todas las rutas es Moscú, aunque el trayecto puede comenzar desde cualquier punto que queráis, siempre y cuando esté conectado por tren. Os recomiendo comenzar por San Petersburgo, en mi opinión una ciudad mucho más interesante que Moscú y a la cual hay que dedicarle como mínimo 2-3 días.

Se puede hacer el trayecto tanto de día como de noche. De día los trenes Sapsan de alta velocidad hacen el recorrido en 4 horas y durante la noche (trenes Flecha Roja, Express y Smena) el trayecto dura unas ocho horas, una buena opción para ahorrar una noche de alojamiento.

Moscú-Ekaterimburgo (1.814 Km. Entre 25 y 30 horas)

Este trayecto tiene una ruta norte y una sur, la primera atraviesa las ciudades de Vladimir y Nizhny Nóvgorod, y la segunda, Kazan, otro destino popular del Transiberiano. Después de pasar los 1.700 Km, el tren se despide de Europa y se adentra en la Rusia asiática, cruzando su frontera natural, la cordillera de los Urales y tocando Ekaterimburgo poco después.

Ekaterinburgo-Irkustk (3.434 Km. Entre 48 y 55 horas)

El tramo más largo de este recorrido implica llegar a la ciudad más importante de Siberia, Irkustk, una parada obligada. El tren atraviesa las ciudades de Omsk, Novosibirsk y Krasnoyarsk. Recordad que si quereis bajar en cualquiera de las ciudades por donde transcurre el tren, debeís comprar cada trayecto por separado.

Irkutsk-Ulan Bator  (1.019 Km. Entre 23 y 32 horas)

El tren se despide de Rusia y entra en Mongolia, un destino del cual no esperaba mucho y me sorprendió gratamente. Durante el paso fronterizo, los servicios y aseos quedan clausurados y entre que las autoridades recogen y devuelven los pasaportes, pueden pasar varias horas, así que tomad previsiones.

Ulan Bator-Pekín (1.220 Km. 28 horas y media)

tren_mongolia_pekin

Tren de Mongolia a Pekín

Una de los momentos más curiosos del Transiberiano transcurre en la frontera entre Mongolia y China. El mismo procedimiento de los pasaportes se repite con la peculiaridad que el tren debe adaptarse a un ancho de vía diferente. Cada vagón es suspendido en el aire (con los pasajeros adentro) mientras se cambian los bogies o ruedas y se hacen los trámites del visado.

Recueda que no todos los trenes tienen salidas cada día, así que revisa los horarios de los trenes con anticipación. El tiempo que decidáis pasar en cada ciudad es algo muy personal, y en mi opinión después de haberlo hecho, el tiempo mínimo aceptable sería un mes, aunque no me hubiese importado alargarlo hasta los 6 meses 😉



Booking.com